Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 29 de septiembre de 2008

Detrás del plato….nadie lo hace mejor

El receptor de los Cubs Geovany Soto es el nuevo heredero de la tradición boricua detrás del plato

Por Jossie Alvarado
Miembro de SABR - Capítulo Orlando Cepeda, Puerto Rico.



Es reconocida como la posición defensiva de más demanda en el béisbol y la más exigente. Con lleva manejar el cuerpo montícular de un equipo, conocer los bateadores, los corredores contrarios, requiere estámina, buen guante y buen brazo, es parte de su trabajo detrás del plato.

El promedio de vida para un receptor en las Grandes Ligas es de solo 5 años. El 15 por ciento de cerca de 1,582 receptores que han jugado en las mayores (309) juega por lo menos 10 años o mas y el 4 por ciento ha tenido al menos 15 temporadas, esto es mas que suficiente para demostrar su valor en el béisbol. Puerto Rico es bendecido en esta difícil posición.

La llegada de Benito Santiago a las Grandes Ligas marcó lo que se puede identificar como la "Era Dorada" de los boricuas en esta posición en el circo grande. Fue la explosión de un resurgir de grandes y talentosos receptores. Desde 1986 al presente un total de 23 receptores puertorriqueños han jugado en las Grandes Ligas. Se habla antes y después de Benito Santiago y sobran las razones.

Llegó a las mayores y de inmediato implanto un estilo propio, al presente nadie ha podido igualarlo con su tiro de rodillas a las bases. Los receptores puertorriqueños que jugaron en esta posición entre 1957 y el 1987 vieron acción en un total de 2,657 juegos.

Valmy Thomas fue el primero nacido en Puerto Rico, mas sin embargo el primer receptor desarrollado netamente en nuestra patria se llama Héctor José Valle de Vega Baja.. Los mas destacados durante esa época fueron; Eliseo Rodríguez, Osvaldo Virgil Jr. y Junior Ortiz. Entre Benito Santiago (20 temporadas), Santos Alomar Jr. (20 temporadas) e Iván Rodríguez (17 temporadas) han jugado 5,507 juegos. Los premios, records, y hazañas logradas a lo largo de 50 años llenan de orgullo el corazón del fanático boricua. El año pasado 2007, jugaron 12 en las Grandes Ligas y más de 25 en las ligas menores y ligas independientes.

Algunas hazañas y records de los receptores boricuas son; Eliseo Rodríguez fue el primero en recibir un no hitter el 1 de junio de 1975 a Nolan Ryan. Benito Santiago mantiene la marca de juegos bateando de hit consecutivos para un novato en la historia con 34. Santitos Alomar Jr, es el único jugador en la historia que conecta de jonrón al menos en un partido de serie regular, juego de estrellas, serie de división, serie de campeonato de liga y serie mundial en un mismo año (1997) con los Indios de Cleveland.

Javy López posee la marca de más jonrones como receptor en una temporada con 42 en el 2003. Jorge Posada ha bateado de jonrón a ambos lados del plato en un mismo juego 8 veces record para un receptor. Iván Rodríguez es el único receptor en la historia que en años consecutivos (6, 1994 al 1999) acumulo juegos de estrellas, bates de plata y guantes de oro.

Los hermanos Molina, Ben, José y Yadier, son la única trilogía de hermanos que tienen sortijas de serie mundial. Ben y José 2002 con los Angeles mientras que Yadier la consiguió con los Cardenales en el 2006.

Por esto y por tantas razones más detrás del plato nadie lo hace mejor que Puerto en las Grandes Ligas.

No hay comentarios: